Guía de Dropshipping. ¿Por qué te interesa?

el-dropshippingTe presentamos al siguiente guía de dropshipping, es una variante de comercio electrónico en la que la logística tradicional se ha transformado: la tienda online se encarga de gestionar la atención al cliente, la facturación, y la generación de bases de datos, mientras que la empresa mayorista almacena, empaqueta y envía los artículos a nombre del comercio online.

Guía de Dropshipping.

Muchos emprendedores encuentran un gran problema a la hora de crear su tienda online ya que no disponen de capital para hacer una inversión inicial que les permita disponer de stock. Además, necesitan de los espacios necesarios de almacenaje de productos. Con el sistema de Dropshipping estos inconvenientes, en gran medida, se ven solventados.

¿Qué es el Dropshipping y por qué te interesa?

Mediante la técnica del Dropshipping puedes montar una tienda online sin la necesidad de disponer de un stock de productos. Por un lado, te evitas tener que disponer de un espacio físico para almacenar el material y, por otro, hacer un desembolso inicial para adquirir esos productos que no sabes cuándo vas a vender.

El funcionamiento es muy sencillo. El cliente entra en tu tienda online y compra un producto. A tu Dropshipper (proveedor) le llega la orden de pedido, le pagas el producto y él directamente se lo envía al cliente. 

En definitiva, la figura de tu tienda online es de intermediaria entre el cliente final y el Dropshipper, disponiendo de la gestión y control de tu propio negocio pero delegando en terceros una serie de servicios.

Visto de esta forma las probabilidades de crear un negocio de venta online pueden resultar accesibles para cualquier emprendedor con ganas de trabajar y sin la necesidad de hacer una gran inversión inicial.

Pero cuidado, no creas que todo será fácil, tienes que tener presente una serie de ideas y trucos que te voy a ir dando a lo largo de este artículo.

4 consejos a tener en cuenta antes de iniciarte en el Dropshipping

dropshipping

Antes de poner en marcha tu tienda online debes de tener claro una serie de puntos y obligaciones que asumes como empresario:

  1. Elige un buen gestor CMS para tu tienda online

La creación, diseño y gestión de la tienda online son tarea tuya. Recuerda que es donde aterriza el cliente para realizar la compra y tendrás que controlar el alta de productos, pasarelas de pago, etc.

Dispones de distintos gestores de contenido que pueden ayudarte a la hora de montar tu tienda online, por ejemplo, Prestashop y Magento.

  1. Consigue un buen posicionamiento SEO para tu web

Conseguir tráfico de clientes para tu negocio será otra de las labores que tendrás que realizar.

Al principio es muy probable que nadie te conozca y te resulte difícil aparecer en las primeras posiciones de los buscadores.

Es preciso un trabajo continuo y preciso en este sentido para ir mejorando el posicionamiento y que tu público objetivo te encuentre.

Conoce sobre SEO aqui

  1. Conoce los márgenes sobre beneficios en Dropshipping

Normalmente, los márgenes en el Dropshipping no son muy elevados. Si a esto le sumamos la probabilidad de enfrentarte a una competencia “feroz”, tendrás que tener muy claro cuáles son los márgenes sobre beneficios con los que cuentas para determinar hasta dónde puedes bajar precios para poder ser competitivo.

Dependiendo del sector, puede haber Dropshippers que marcan un mínimo de precio de venta al público de sus productos para evitar “batallas” entre sus  minoristas.

 

11 trucos para iniciarte con éxito en el Dropshippingdropshipping

  1. Realiza un estudio de mercado de tu sector

Es muy importante que conozcas el sector en el que quieres iniciar tu tienda online, así como disponer de datos reales sobre la demanda que tienen los productos.

En un sector con gran demanda tendrás mucha competencia y una mayor dificultad para abrirte un hueco en él. En un sector con poca demanda tendrás que afinar mucho para localizar a los clientes potenciales.

  1. Crea un buen servicio de atención al cliente

Algo que va a diferenciarte de tu competencia es el trato y atención personalizada con el cliente. Recuerda que es a ti a quien compran y cualquier problema deberás solucionarlo directamente.

Facilita a tu cliente que pueda contactar contigo para dudas o consultas, por ejemplo, mediante un chat en la web o con las redes sociales que más se ajusten a tu negocio. 

Ofrecer un servicio de atención al cliente agradable y cercano te asegura mejorar tu reputación online y generar buenas referencias dentro del sector.

  1. Crea y gestiona tu propia tienda online

Mi consejo es que no dependas directamente de terceras personas para crear y gestionar tu tienda online. Podrás hacer actualizaciones en cualquier momento y ahorrar en tu presupuesto al no tener que contratar un profesional para ello.

Muchos emprendedores delegan la creación y mantenimiento de su tienda en otros y, a veces, se ven limitados para poder tener cambios inmediatos o mejoras que quieren implementar. Te aconsejo que aprendas a crear tu tienda online.

  1. Elige muy bien a tus Dropshipper (proveedores)

Este será uno de los puntos importantes a tener en cuenta ya que “no es oro todo lo que reluce”.

Huye de los proveedores que te piden una cuota mensual por vender sus productos, estos estarán buscando un beneficio con cuotas y no con ventas de sus stock. Esto para ti puede ser un lastre que te impida arrancar el negocio.

Elige un Dropshipper que disponga de una infraestructura que te permita sincronizar su stock con tu catálogo de productos, ahorrarás mucho tiempo y evitarás ofrecer un producto que esté agotado.

Una buena opción es no disponer de un solo proveedor sino mantener relación con dos o tres para no verte “atado” ante cualquier incidencia que pueda ocurrir. Así verás cuál de ellos responde mejor en el servicio.

  1. Pon en marcha una buena estrategia de Marketing de Contenidos

Aunque tu intención es vender, para eso vas a crear una tienda online, tienes que diseñar una estrategia de Marketing de Contenidos ofreciendo contenido de valor para ayudar, aconsejar y fidelizar clientes.

Un paso inicial es crear un blog dentro de la web de la tienda online. Comienza a redactar artículos que puedan aportar contenido muy interesante para usuarios del sector.

  1. Informa al cliente de tu condición de minorista

Como ya he comentado, la responsabilidad de la venta recae sobre el minorista (en este caso tu tienda online), por lo que conviene informar al cliente cuando el producto no está en nuestro poder.

Puedes dejar constancia en la web o en el proceso de compra sobre esta condición.

  1. Asegúrate que el Dropshipper no incluye su publicidad en el envío

Algunos proveedores, a la hora de mandar el pedido, incluyen su publicidad y hasta el albarán de entrega con los importes que tú les abonaste, algo que no quedará muy bien visto por tu cliente cuando abra el envío.

Por suerte, muchos Dropshippers están mejorando este problema y hacen el envío de la mercancía como si fuera realmente tu empresa la que lo remite, de esta forma el cliente no tiene constancia de que actúas como intermediario.

  1. Controla si tu Dropshipper está en el extranjero

En este caso, tendrás que tener en cuenta posibles requisitos por parte de las aduanas que pueden retener la mercancía hasta que se liquiden los oportunos aranceles e impuestos.

Debes tener controlados también los tiempos de entrega.

Si tu Dropshipper se encuentra en el extranjero, asegúrate de que los tiempos de entrega no son demasiado elevados. Esto podría provocar insatisfacción en tus clientes.

  1. Comienza de menos a más Dropshipping

Dado que desconoces el funcionamiento de los Dropshippers, te aconsejamos que comiences ofreciendo a tus clientes una parte del catálogo de productos. Según vayas viendo resultados puedes incrementarlos.

De esta forma evitas recibir varios pedidos inicialmente sin tener claro cómo funciona la profesionalidad del proveedor: tiempos de entrega, estado del producto, política de devoluciones, etc.

  1. Aprovecha las plataformas de publicidad online

En uno de los puntos anteriores comenté que al principio cuesta tener una buena posición en buscadores, y dar a conocer tu marca y productos. Pero tienes la posibilidad de hacer marketing de pago en distintas plataformas como Google AdwordsFacebook Ads y Twitter Ads.

Por medio de una determinada inversión en publicidad puedes hacer campañas que te permitan aparecer en los primeros resultados de Google cuando alguien busque tus productos. 

También puedes crear otro tipo de campañas que mejoren mucho tu visibilidad de marca y darte a conocer. Lo bueno es que en todo momento tienes control sobre el presupuesto que quieres destinar y datos reales sobre los resultados obtenidos.

  1. Maneja tu stock

Si tu negocio de Dropshipping va creciendo, puedes plantearte tener varios proveedores, y así evitar problemas de inventario al tener más de un proveedor con los mismos artículos.

Es muy importante que estés en contacto con el responsable de ventas de tu Dropshipper para que te indique la disponibilidad de los artículos que vendes.

 

Inconvenientes de Dropshipping

dropshipping

  • El responsable ante el cliente final eres tú. Si ocurre algún imprevisto deberás responder tú mismo ante tus clientes para solucionarlo de la mejor forma posible.
  • Debes tener muchas ventas para obtener beneficios rentables, ya que el margen de beneficios no es muy alto. Además, deberás pagar la cuota de autónomo.
  • La comunicación con los Dropshippers puede suponer un problema si no tienes una buena relación con el mayorista. Si te surge una urgencia es necesario que puedas disponer de personal que gestione tu cuenta de forma eficaz.
  • Como decía anteriormente, la falta de inventario puede llegar a ser un punto muy delicado, que te ocasionará problemas si no lo gestionas correctamente.
Guía de Dropshipping. ¿Por qué te interesa?
Scroll hacia arriba